sábado, 28 de marzo de 2009

Sueño 18/03/09 "Rígido como una tabla, ligero como una pluma"

Estábamos supuestamente Ali y yo en la casa de "libélula". Concretamente era la buhardilla.
Ali estaba sentada en una silla, y yo daba vueltas con mi mano alrededor de su cuerpo diciendo "Rígida como una tabla, ligera como una pluma". Después de repetir eso varias veces Ali comenzó a ascender y llegó a tocar el techo con la cabeza, siguió subiendo, levantó una trampilla que había en el techo e introdujo la cabeza por allí. Por lo visto allí había cosas escondidas y comenzó a sacarlas.
Lo primero que sacó fue una pelota negra, que tenía una especie de cara dibujada, además, la pelota estaba algo deshinchada y olía muy mal. Los dos nos asustamos porque era muy desagradable, entonces yo seguí recitando lo mismo "rígida como una tabla...". Ali subió a un nivel superior y allí encontró más juguetes de "libélula". Esta vez era una muñeca sin cabeza, como todo el cuerpo tiznado de negro, esto si que era realmente desagradable y daba mucho miedo.

De la impresión me desperté muy nervioso.

3 comentarios:

Sofía Berkana dijo...

¿Al principio no eran juguetes bonitos lo que salía? Por cierto, eso hay que probarlo de verdad. ? ???? ??????

Libélula dijo...

Creo que han hecho un viaje a mi infancia, llena de juguetes rotos y oscuridad. Por estos días estoy recapitulando, y tengo muchas pesadillas donde soy niño, ufff

tenemos que hacer magia!

Nos veremos? Nos veremos!

Os quiero

Libélula

Barbi dijo...

Sonaba a conjuro de Harry Potter...